Saltar al contenido

Respire bien durante la práctica

Respire bien durante la práctica

Tienes todo tipo de artículos sobre yoga en nuestra tienda: nuestra tienda

Tienes todo tipo de artículos sobre yoga en nuestra tienda: nuestra tienda

Esterillas Yoga

Ladrillos yoga

El desarrollo, el dominio y la conciencia de la respiración son la base del yoga. Y le permitirá disfrutar de sus saludos a los dioses.

Capture decran 2016 07 13 a 11.46.01

En un nivel puramente físico, una respiración amplia y abundante proporciona el oxígeno necesario para el buen funcionamiento del cuerpo. Por ejemplo, experimentamos felicidad física en las montañas o cerca del océano: el deseo del cuerpo es respirar profundamente el aire, moverse, oxigenarse. La respiración también nos hace más conscientes de nuestra dependencia del mundo exterior. El aire que respiramos debería ser bueno y saludable para nuestro cuerpo, pero estamos viendo cómo el deterioro de la calidad del aire debido a la contaminación tiene un impacto negativo en nuestra salud: alergias, asma, fatiga, migrañas…

En un nivel más psicológico, el vínculo entre el control de nuestras emociones y el trabajo en la respiración es bien conocido. Podemos manejar nuestro estrés, dejar salir mucha ira o no desanimarnos simplemente respirando correctamente. La respiración diafragmática o ventral (fig. 1) nos calmará y nos hará aterrizar. La respiración costal o torácica (fig. 2) nos dará energía y valor.

Capture decran 2016 07 13 a 11.47.14

La respiración es ante todo un trabajo sobre el cuerpo, se trabaja progresivamente, sesión tras sesión, postura tras postura. Así como fortalecemos nuestros cuádriceps para mejorar nuestra forma de caminar o nuestros hombros para nadar más rápido, al practicar las posturas fortalecemos nuestro diafragma y nuestros músculos del pecho. Pero es igual de importante saber cómo relajar profundamente los músculos respiratorios.

Para el yogui, la respiración es también y sobre todo un «objeto» de concentración. Cada respiración se hace consciente y nos lleva a habitar plenamente el presente, sin ataduras al pasado o proyecciones hacia el futuro. Esta actitud nos permite no malgastar nuestra energía, desarrolla una gran capacidad de concentración, aporta calma mental y nos hace conscientes de nuestra dimensión espiritual.

Texto: Sreemati; Ilustraciones: Sophie Ruffieux

Inspirado en artículos de Esprit Yoga

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies